25 jul. 2011

¿Estás apasionado o aprisionado?... del entusiasmo a la obediencia

Este domingo he descubierto,, gracias a Miriam Blanco, un artículo de Gary Hamel sobre cambios necesarios en los modelos de gestión tradicionales, que os adjunto, y que finaliza con esta frase:
“Lo que las Empresas necesitan para ser competitivas son personas con iniciativa, creatividad y pasión”. Gary Hamel Junio 2011.
Me he puesto a buscar definiciones de pasión y he encontrado esta: Emoción intensa que engloba el entusiasmo o deseo por algo.
 Fonéticamente la pasión suena parecido a la prisión salvo  si cambiamos la “a”
·         de apego, afecto, ánimo
Por la ”r” y la ” i” de
·         resistencia, ruindad
·         indiferencia, inmovilismo,  intransigencia,
Tenemos dos significados completamente diferentes, pero muchas veces un corto espacio de tiempo entre uno y otro.
En cualquier relación de pareja, (en este caso colaborador-empresa) puedes estar perfectamente en uno de estos dos estados.
Normalmente como todo proyecto nuevo, por cambio de Compañía o Responsabilidad hay una primera fase apasionante de conocimiento, novedad, crecimiento y expectativas.
Desafortunadamente, no es posible ( o sí?) que esta pasión dure de forma ilimitada.
En la actual situación económica con que nos machacan todos los medios, en cuanto a crisis y  miedo a perder el puesto de trabajo, nos podemos convertir en prisioneros de nuestros sueldos, nuestros cargos y nuestras prebendas, y de nuestra ¿seguridad?
También algunas Empresas, pueden utilizar en demasía los mismos factores para conseguir un mayor grado de asentimiento por parte sus colaboradores en todas sus iniciativas. No hay ya nadie que proteste, (no de forma oficial) ni que aporte alternativas, sugerencias o creatividad para hacer las cosas de forma diferente.
Superficialmente no hay conflictos y todo el mundo hace lo que le toca hacer, como en una prisión o un estamento militar.
De la definición que apuntaba al principio, hemos cambiado el entusiasmo, la emoción y el deseo,  por la obediencia.
¿Podemos cambiarlo? Aunque algunos me consideren un iluso, estoy convencido que es posible, además de imprescindible.
Son demasiadas horas al dia y días a la semana, como para no esforzarnos en pasárnoslo bien y en recuperar la ilusión.
No creo que el compromiso personal haya caído, pues es inherente a la personalidad de cada uno y lo tenemos de salida, pero hay formas de incrementarlo.
·         Dedicándose a lo que a uno le gusta, o haciendo que a uno le guste a aquello a lo que se dedica. Desear lo que tienes.
·         Actitud positiva en todo lo que transmitas sea en tus acciones o en tus palabras.
Por parte de las compañías o sus jefes:
·         Transmitir Entusiasmo. Los líderes entusiastas se rodean de gente entusiasta.
·         Mejorar la Comunicación bidireccional  y la confianza como pilares básicos.
·         Fomentar un buen clima laboral y las oportunidades de formación y desarrollo
·         Mayor uso del reconocimiento  y del feedback constante
·         Eliminar todo aquello que pueda ser factor de desmotivación
Es demasiado  fácil transmitir el desánimo, por eso no podemos hacernos trampas al solitario
Como en toda relación de pareja si una de las partes falla, tenemos la posibilidad de seguir en una situación a disgusto (prisioneros) o ser los capitanes de nuestro destino (cambio)

19 jul. 2011

Innovación...tras la I+D..o ."no existe el no" (Inditex)

Del latín innovare, que significa acto o efecto de innovar, tornarse nuevo o renovar, introducir una novedad.
En mi primer empleo conocí a un gran Empresario de la comarca del Penedés, en Barcelona,  Joan Peret Freixedas.
Hacía siempre alarde de venir de familia “payesa” y cada vez que le proponía algo nuevo me decía un dicho/refrán  de los payeses de la zona, que a él le habían transmitido desde pequeño:
“Si las cosas funcionan bien,….no las toques”
Mi primera impresión era que transmitía una posición muy conservadora.
Nada más lejos de la realidad. Año a año, veía cambios en sus empresas, creación de exitosos negocios, alguno internacional,  y embarque en diferentes proyectos de todo tipo.
¿Un conservador emprendedor? Más bien: Un emprendedor magnifico
El negocio por el que yo le conocí, acabó hace unos años, pues ese sector entró en caída libre, pero dejó otras Empresas en posición muy fuerte.
Sabía cuándo un negocio había llegado a su madurez y veía como nadie (y sobre todo escuchaba) oportunidades emergentes donde otros ni tan siquiera las olían.
Últimamente utilizamos el nombre “innovación” para un montón de cosas, para agregar a los valores de las compañías, a nuestras competencias, o a los productos, servicios y soluciones que ofrecemos.
La hemos sumado incluso al eterno I+D, y le hemos colocado esa última “I”
Aunque harto repetida siempre recuerdo la frase:
“loco es el que hace lo mismo y espera un resultado diferente”  
Hay demasiada repetición de actividades, incluso quien se las copia a otro y se las atribuye,……………… porque si copia a varios, ya le llama “ investigación”
Eso muchas veces genera frustración en nuestro entorno, sobre todo si la innovación no reconocida es de terceros
En cualquier caso una buena innovación a veces viene precedida de copiar modelos, y luego mejorarlos (éxito Japonés), o hacerlos accesibles al mercado (Zara). Ya tenemos la segunda variable. el "desarrollo"
Hablando de este último me encanta el lema innovador de Amancio ortega. “No existe el no”
No podemos siempre estar innovando, no somos todos como Leonado Da Vinci.
Pero sí que podemos favorecer la cultura de la innovación en nuestras empresas, equipos y entorno.
¿Cómo?  
Facilitando los espacios necesarios, dando mayor autonomía de actuación, valorando el fallo como alguien que tuvo la determinación  e incluso aprendió de esa experiencia, y sobre todo reconociendo y premiando los éxitos de los auténticos innovadores
Como decía el maestro Herbert Von Karajan
“El arte de dirigir consiste en saber cuándo hay que abandonar la batuta para no molestar a la orquesta”

15 jul. 2011

Diversidad.¿ Sacamos pecho y le damos la espalda?

Aún recuerdo hace ya varios años mi primera reunión sobre el fomento de la diversidad en las Empresas cuando trabajaba en BP.
En ella se fomentaba la no discriminación, en base a  género, edad, religión, cultura, raza o procedencia.
Me pareció genial, y pensaba que sería realmente un movimiento al alza, y de desarrollo de riqueza para cualquier tipo de organización.
He tenido la suerte de participar en procesos de integración de Compañías.
El perfil, personal y de competencias de las personas que componían la nueva Compañía resultante era completamente dispar.
Qué duda cabe, que me  exigía un mayor esfuerzo de liderazgo y comunicación pero la recompensa era muy superior.
Cada persona te podía aportar a ti como manager y al resto del equipo una gran  riqueza en diferentes conocimientos y experiencias.
También ayudaba a fomentar la disparidad de opiniones y por tanto  ver nuevas oportunidades  donde antes solo unos cuantos veían problemas.
Y ahora que…..???
Han pasado los años y aquello que promulgábamos con ilusión y como un lema de oportunidades,  lo hemos anulado, casi sin darnos cuenta.
Vemos las Empresas, empleados o procesos de selección, y parece que estemos buscando un patrón muy concreto y poco dispar de perfil, edad, formación, experiencia y comportamiento.
Quien  se aleja de ese patrón, puede estar “cuestionado” y se favorece la cultura del asentimiento continuo.
Para un manager es más “cómoda” esta situación y tiene menos peligro que se pueda cuestionar su forma de ¿liderar?
Todo fluye…….o no!!
Tenemos dos obligaciones como Managers
·         Consecución de objetivos
·         Crecimiento profesional de los integrantes de nuestros equipos,
 y ambos puntos están unidos, solo creceremos y conseguiremos nuestros objetivos en base a que los integrantes de los equipos crezcan.
Hablamos de innovación sacando pecho y al menor descuido le damos la espalda.
Los países más desarrollados e innovadores son los que han visto la diversidad como oportunidad y no como amenaza.
Los mejores managers, que no gestores, son los que saben utilizar y enriquecer esa diversidad en sus equipos.
Debemos recuperar la ilusión y la riqueza de la diversidad.
Es nuestra mejor oportunidad de seguir creciendo como managers!

12 jul. 2011

Dietas Milagro... o cortoplacismo de las Empresas

En plena canícula veraniega, y desde hace ya unas semanas, nos volvemos a dar cuenta que nuestro cuerpo vuelve a ser visible para los demás.
Necesitamos urgentemente volver a poner nuestro cuerpo “en forma”….( dentro de nuestras posibilidades)
Este es el gran éxito de las dietas milagro, Dukan, disociadas, hipocalóricas, excluyentes, (incluso  de las matriculas de muchos gimnasios en Mayo)
La gente que las prueba se convierte en el principal  ”soporte publicitario”  convirtiendolas en usual, en contra de la opinión médica, que recomiendan un cuidado permanente.
Se ha impuesto la cultura de la rapidez, y el cortoplacismo.
Dicho de otro modo,
·         la necesidad de ganar las llamamos pelotazos (por lo rápido y abultado)
·         las de bajar peso, gastos, etc,  recortes,
Según una encuesta de Torres Watson, el 87% de las empresas va a reducir la concesión de incrementos, el 60% destinará menos presupuesto para formación y desarrollo y el 47% reducirá o eliminará los bonus.

Con tres hijos en edad escolar, uno ve rápidamente quien estudia la ultima noche para pasar el examen, quien para aprobar el curso o quien para incrementar sus conocimientos de futuro que le permitan afrontar la carrera de sus sueños.
Y nuestras empresas?  Cuantas decisiones se toman, para salvar el momento y/o salir bien en la foto?.

En el ultimo momento y por imperativos de terceros.

Pasar el examen, o bajar unos kilos en pocos días al fin y al cabo.
Y despues..????  No sabemos, ya hemos pasado el examen. Bien!!!
Es imprescindible muchas veces pasar ese examen o bajar esos kilos,….pero no cada año, no siempre de forma urgente porque nos hemos despistado, o porque es lo que toca por estas fechas.
No sería más fácil trabajar todo el año con una visión de futuro global? Visión, esfuerzo y metodología
Nuestra responsabilidad es grande, los sacrificios a veces necesarios, ...pero cuantos evitariamos trabajando de forma constante mas a medio y largo plazo.

PD Yo tambien soy culpable, me he apuntado de nuevo a un intensivo de inglés por no haber seguido de forma constante la formacion.....pero prometo cambiar.